Cómo tratar la artrosis con fisioterapia

La artrosis es una patología caracterizada por la lesión del cartílago articular. Se puede producir en cualquier articulación con cartílago del cuerpo. En este artículo del blog te contamos cuáles son sus principales síntomas y cómo se puede tratar con técnicas de fisioterapia.

Principales síntomas de la artrosis

La artrosis produce dolor, rigidez y pérdida de la movilidad de la articulación afectada. Es más habitual que aparezca en los pacientes conforme aumenta la edad de los mismos, a partir de los 40-50 años.

Se produce cuando el cartílago de la articulación se vuelve más frágil, se vuelve menos elástico y pierde la capacidad de amortiguar. Este deterioro, en ocasiones, viene marcado por la edad, el sexo (suele ser más habitual en mujeres), el peso del paciente, las actividades que se hayan realizado durante los años anteriores, entre otros factores.

El principal síntoma de la artrosis es el dolor que suele empeorar al realizar un sobreesfuerzo y conforme avanza el día. El dolor puede aparecer en reposo o durante el descanso nocturno. Otro síntoma frecuente de la artrosis es la rigidez. Es decir, al paciente le cuesta empezar a mover la articulación, generalmente manifestado después de periodos de reposo.

Tratamiento de fisioterapia para la artrosis

Para tratar la artrosis, es importante realizar una buena evaluación por parte del fisioterapeuta o el médico para evaluar las limitaciones que presenta el paciente y proponer un plan de tratamiento adecuado para cada caso. Normalmente, este tratamiento de fisioterapia incluye sesiones y pautas de ejercicios para fortalecer la musculatura y mejorar la movilidad. En la sala de readaptación de la que disponemos, podemos realizar una gran variedad de ejercicios para mejorar la sintomatología. Además, se pueden realizar infiltraciones de ácido hialurónico por parte de nuestros traumatólogos para mejorar la lubricación de la articulación y, por tanto, disminuir el dolor y la rigidez articular.

¿Tienes artrosis y te gustaría que evaluásemos tu caso? ¡Contáctanos!

Tratamiento de ondas de choque

 

¿En qué consiste el tratamiento de ondas de choque?

Las ondas de choque son un tipo de tratamiento consistente en la aplicación de ondas sonoras de alta velocidad. Se utilizan en la recuperación de multitud de lesiones musculoesqueléticas.

Una vez localizada la zona a tratar bien sea mediante diagnóstico por imagen o a través de la palpación, localizando las zonas más dolorosas, se aplica la técnica mediante un cabezal que impide la dispersión y focaliza las ondas a través de un gel.

La profundidad a la que pueden llegar las ondas va a depender de si se aplican ondas focales (más profundas) u ondas radiales, que al ser menos profundas son menos molestas.

Las ondas de choque aceleran la producción de colágeno para la reparación de los tejidos. También permiten disolver o reblandecer ciertas calcificaciones, pudiendo así mejorar el dolor que pueden generar. La producción de vasodilatación y generación de nuevos vasos sanguíneos son algunos de los efectos que se producen con la aplicación de la técnica. Además, tiene un potente efecto analgésico.

Principalmente, están indicadas en las siguientes patologías, aunque siempre se debe realizar una evaluación previa para descartar posibles contraindicaciones:

  • Espolón calcáneo / Fasciosis plantar
  • Hombro doloroso con o sin depósitos cálcicos / Tendinosis con calcificación
  • Aquilodinia
  • Síndrome de tracto iliotibial proximal por rozamiento / Tendinosis en la inserción del trocánter
  • Epicondilalgia medial o lateral
  • Síndrome de estrés tibial
  • Tendinosis
  • Puntos de gatillo (trigger points) musculares

Si quieres más información no dudes en contactarnos.

Qué es la electrolisis percutánea musculoesquelética y qué beneficios aporta en fisioterapia

La electrolisis percutánea musculoesquelética es una de las técnicas más innovadoras y efectivas en la fisioterapia invasiva.  Consiste en la aplicación ecoguiada de una corriente galvánica a través de una aguja de punción que produce en el tejido dañado un efecto analgésico y un proceso inflamatorio local que permite la reparación. Es fundamental para mejorar la efectividad y para que sea un proceso seguro que se realice con ecógrafo.

Esta técnica avanzada produce una respuesta inflamatoria local, la activación del sistema nervioso central y analgesia, a partir de un efecto mecánico y eléctrico en el tejido.

Las técnicas de fisioterapia invasiva, como la electrolisis percutánea musculoesquelética tienen gran efectividad. La aguja es el elemento activo del movimiento provocado por el especialista en el tejido blando como extensión a sus manos, es efectiva en un 80 por ciento de los casos para tratar dolencias. Además, el porcentaje de recaída de los pacientes es muy bajo.

En qué casos se puede aplicar electrolisis percutánea musculoesquelética

El tratamiento con electrolisis percutánea musculoesquelética está indicado en cuadros clínicos asociados a la degeneración del tejido de colágeno, como por ejemplo:

  • Tendón (tendinosis o tendinopatías crónicas, tenosinovitis crónicas, tendinopatías postquirúrgicas)
  • Músculo (lesión muscular aguda, lesión muscular crónica, SDM o PGM, síndrome seudocompartimental)
  • Ligamento (lesión ligamentosa aguda o crónica)
  • Bursa (lesión bursal crónica)
  • Retracciones capsulares, alteraciones fasciales y problemas sinoviales (patrón capsular ATM, retracción capsular en la rodilla, impingement anterior y posterior de tobillo, impingement femoroacetabular, fasciopatia plantar, cicatrices, ganglión sinovial, quiste parameniscal, quiste de baker)
  • Periostio (periostitis tibial)
  • Lesión nerviosa por atrapamiento (STC, neuroma de morton)

 

En Sannus Clinic contamos con un selecto grupo de fisioterapeutas con amplia experiencia en las técnicas de fisioterapia invasiva.

Fermín Valera y Fran Minaya, fisioterapeutas de MVClinic, son los encargados de realizar una evaluación ecográfica precisa y programar un tratamiento específico para cada caso, combinando el tratamiento, en caso de ser necesario, con fisioterapia convencional o ejercicio terapéutico.

La técnica de electrolisis percutánea musculoesquelética puede aplicarse en pacientes con diferentes necesidades, desde deportistas de élite, deportistas amateurs, o personas sedentarias que no practiquen ningún tipo de deporte, siempre y cuando no exista una contraindicación específica para ello.  Para ello, nuestro equipo profesional evaluará cada caso de forma personalizada.

¿Necesitas más información sobre cómo aplicamos este tratamiento y qué beneficios puede aportar en tu caso? No dudes en contactarnos.

Aplicaciones de la diatermia en fisioterapia y rehabilitación

Tratamientos de fisioterapia con diatermia

La diatermia es una técnica de electroterapia no invasiva, más conocida por marcas comerciales como Indiba o Tecarterapia. Al aplicar diatermia, conseguimos una hipertermia (calor) o fiebre local que va a favorecer la aceleración de los procesos metabólicos que ponen en marcha la recuperación del tejido o tejidos a tratar y va a permitir al fisioterapeuta obtener muy buenos resultados en un menor tiempo. En este artículo del blog te contamos algunas de sus principales aplicaciones.

¿Cómo nos ayuda la diatermia en el tratamiento de lesiones?

La diatermia es una herramienta muy útil en el tratamiento de diversos casos clínicos, ya que nos va a permitir actuar desde las primeras fases de una lesión (drenaje, cicatrices, etc) hasta las últimas fases de ésta, tanto en patologías agudas (esguinces, edemas, roturas fibrilares) como en patologías crónicas o degenerativas (tendinosis, epicondilitis, bursitis, capsulitis adhesiva, lumbalgias, cervicalgias, etc).

La diatermia es conocida como aplicación para fines estéticos, pero su efectividad está demostrada en diferentes indicaciones tales como:

  • Alteraciones articulares (artrosis, artritis, etc.)
  • Síndromes neurológicos o patologías de origen nervioso (Ciáticas, neuralgias, etc.)
  • Alteraciones musculares (contracturas, puntos gatillo, sobrecargas, etc.)
  • Patologías de la columna vertebral (cervicalgías, lumbalgías, etc.)
  • Patologías circulatorias (drenaje linfático, drenaje venoso, etc.)

 

La diatermia acelera el metabolismo de las células, aliviando la inflamación con mayor rapidez que las técnicas convencionales  y produce diferentes efectos en el organismo humano, entre los que destacan:

  • Aumento de la temperatura en tejidos profundos
  • Estimulación de la circulación de la sangre
  • Aumenta el metabolismo celular
  • Relaja la musculatura
  • Efecto antiinflamatorio
  • Ayuda a una correcta cicatrización de los tejidos
  • Analgesia

 

En Sannus Clinic contamos con el equipo T Care de Easytech que con sus dos modos de diatermia, capacitiva (tejidos superficiales y blandos) y resistiva (tejidos profundos y más resistentes al paso de la corriente) nos permite realizar todo tipo de tratamientos y acelerar los procesos de recuperación de la lesión.

Se puede aplicar solo o combinando con otros tratamientos de fisioterapia avanzada. ¡Consúltanos tu caso!